#1465

¡Hola a tod@s! Buen debate has lanzado Marta… jeje Allá voy:
Está claro que resulta complicado determinar los motivos por los que una persona quiere, desea sexualmente y decide mantener una relación afectiva con otra persona, sea hetero, homosexual o bisexual, pero sí creo que es fundamental entender la orientación sexual como el resultado de la interacción (mínimo) de factores biológicos y ambientales, y en este caso, considero que tiene un peso especial el carácter innato de la orientación sexual de cada persona. Es decir, si la homosexualidad fuera aprendida debería responder a las leyes del aprendizaje sobre adquisición, mantenimiento y extinción de comportamientos. Yo creo que no “te vuelves” homosexual si no lo eres y cada persona, aunque pueda moverse en el continuo de la orientación sexual (es decir, prefiero a los hombres, a las mujeres o a ambos), siempre va a tener una “tendencia” en esta preferencia. Además, la homosexualidad es castigada fuertemente en muchos países y sigue habiendo homosexuales en ellos, es una conducta que permanece a pesar de que no solo no es reforzada si no que es castigada. ¡Todo esto sin olvidarme de la importancia e influencia del ambiente en el desarrollo de cualquier persona!

Aún queda por descubrir en el terreno de la sexualidad humana…

¡Muy interesante el foro! Un saludo 🙂